Angel "Java" Lopez en Blog

Abril del 2008


Publicado el 29 de Abril, 2008, 13:52

Jean Dieudonné fue un importante y conocido matemático del siglo pasado, integrante del grupo Bourbaki. Sus principales especialidades fueron el álgebra abstracta y el análisis funcional, pero como muchos otros matemáticos de su talla, su conocimiento abarcó gran parte de las matemáticas de su tiempo. Se preocupó también sobre la historia y filosofía de las matemáticas.

En un escrito suyo que es una conferencia de un Seminario de Matemáticas y Filosofía dictado en las Escuela Superior de Paris, que tengo en el libro "Pensar las matemáticas", Editorial Tusquets, Dieudonné se ocupa del tema "Matemáticas vacías y matemáticas significativas". En un momento, plantea que el origen de las matemáticas tuvo que ver con necesidades reales, pero que no siempre éstas fueron el origen de nuevas ideas e investigaciones. Escribe:

A veces le dicen a uno: "Si no son las aplicaciones las que han suscitado las matemáticas, entonces ¿qué ha sido?". Algunos invocan razones sociológicas. Sea, pero nunca he visto nada demasiado convincente en ese sentido. Es evidente - y del todo trivial - que no pueden hacerse matemáticas cuando el nivel social no permite un cierto ocio y una cierta posición social a quienes precisan de mucho tiempo para reflexionar y resolver sus problemas. Por consiguiente, hay que proporcionar a los matemáticos en potencia un cierto nivel de vida que les permita consagrar enormes esfuerzos y concentración a sus investigaciones, sin estar siempre preocupados por la cuestión de saber si comerán al cabo de tres días o de dos horas. Pero afirmando esto no se ha explicado nada en absoluto. Es una de esas trivialidades que uno apenas se atreve a repetir. Para los interesados en el asunto, vaya este problemita: en 1796, al joven Gauss, que tenía por entonces dieciocho o diecinueve años, se le metió en la cabeza encontrar una construcción del polígono regular de diecisiete lados con regla y compás. A quien me explique por qué el medio social de las pequeñas cortes alemanas del siglo XVIII, en el que Gauss vivía, hubo de llevarle inevitablemente a preocuparse por la construcción del polígono regular de diecisiete lados, a quien me lo explique, bueno, le daré una medalla de chocolote. Bien, procuremos ser serios y volvamos a la cuestión de saber qué pone en marcha las matemáticas. Creo que no se quiere tomar en cuenta algo completamente trivial y visible por todas partes a nuestro alrededor: he tenido hijos y nietos, y veo que los críos se pasan el rato planteándole a uno acertijos, ejercitando su sagacidad y su curiosidad sumergidos en enigmas, rompecabezas y crucigramas, con una alegría que nada consigue enturbiar. Se trata de un hecho universal, observable en todos los países y épocas: existe una especie de curiosidad natural e innata en el ser humano que lo impulsa a la resolución de adivinanzas. Sin ir más lejos, las nueve décimas partes de las matemáticas, aparte de las que tienen su origen en necesidades de orden práctico, consisten en la resolución de adivinanzas.

Luego prosigue con algunos ejemplos, el más conocido del tipo que presenta es el último teorema de Fermat. Buen ataque a la posición "sociológica", que también ha tratado de explicar las ciencias naturales aduciendo que son producto de la situación social y relativas a ella. Interesante el punto de poner los acertijos como algo que interesa a los niños, y que luego, de mayores, a algunos nos sigue gustando. Más adelante, Dieudonné explica que las matemáticas son más que acertijos, y clasifica los problemas que han surgido. Esos temas quedan para próximos posts.

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Publicado el 27 de Abril, 2008, 17:55

Han aparecido a lo largo de la historia, varias concepciones de tiempo cíclico. El concepto de tiempo lineal, donde la historia avanza, o por lo menos, sigue un camino que no repite, parece nacer de la tradición cristiana basada en el judaísmo.

Hoy conocemos mucho más sobre la realidad, gracias a la investigación científica. Encuentro en un excelente libro de E.T.Bell "Historia de las matemáticas", una crítica contra esas concepciones de tiempo cíclico. Bell señala que a nadie se le ocurrió utilizar una periodicidad doble.

El conocimiento de que muchos fenómenos naturales son periódicos en el tiempo, o lo son aproximadamente, es probable que sea tan antiguo como la emergencia de la raza humana del estado de pura bestia. De día y de noche, la recurrencia de las estaciones, el crecimiento y la disminución de la luna, la fisiología del cuerpo humano y otros muchos hechos inescapables de la vida diaria, tienen que haber hecho notar, incluso a la inteligencia más rudimentaria la existencia de la periodicidad natural.

Las extrapolaciones filosóficas de preiodicidad única precedieron a las formulaciones matemáticas en varios millares de años. Mucho antes de que Grecia fuera civilizada, la visión sublimente imbécil del Gran Año de Platón, reavivada en el sueño loco de Friederich Nietzsche (alemán, 1844-1900) de un Eterno Devenir, ha evolucionada partiendo de fenómenos tan vanales como la periodicidad de las estaciones. Por fortuna para la cordura de la humanidad, los filósofos poetas ignoran todavía las funciones elípticas cuya doble periodicidad conduce en seguida a un tiempo de dos dimensiones. En este tiempo infinitamente más amplio, con su eternidad infinito al cuadrado, las historia se repite indefinidamente en los paralelogramos de un tablero de ajedrez sesgado que se extiende al infinito en todas las direcciones. Pero la razón de dos lados de un rombo cualquiera es real, y sólo es real, si los lados son paralelos, cuando la razón es la Unidad.

Bell se divierte. Y comenta en una nota:

No existen derechos de autor para esta filosofía. Hay una generalización parcial mediante abelianas a cualquier número de dimensiones. No es más tonto que la bobada cuatridimensional del ingeniero inglés J.W.Dunne, o del novelista inglés J.B.Priestly, y otros para la interpretación de los sueños. Todo matemático experto podría ser más místico que los místicos del tiempo en su mismo terreno, si valiera la pena. Y pudiera ser que si la hubiera, ya que ha habido gente culta que pasó de uno a tres dólares por cabeza para escuchar una conferencia de este tipo de "matemáticas superiores".

No aclara a qué conferencia se refiere. Escribe esto cerca de 1945. Más adelante en el tiempo, Lacan nos sorprendería con su abuso del "número imaginario", diagramas "matemáticos" y el "nudo borromeo". Puedo entender a los contemporáneos de Platón, que en su ambiente aceptaban al Año Platónico, pero aún me asombre que se tome con algo de seriedad al Eterno Retorno de Nietzsche, algo que no corresponde a realidad alguna (en ese enlace pueden leer otras interpretaciones).

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Filosofía

Publicado el 22 de Abril, 2008, 11:49

En estos días pasados, acá en Buenos Aires, Argentina, tuvimos una capa de humo cubriendo la ciudad. Hay varios artículos en la web describiendo el fenómeno, originado en la quema de pasturas varios kilómetros hacia el noroeste de mi ciudad, en el llamado Delta. Pueden leer por ejemplo:

En el Delta, donde empezó el fuego, la lluvia de cenizas es permanente

El pasado domingo, el bueno de Horacio G. aporta, en una lista privada, una foto satelital de la zona, donde se notan los focos de incendio detectados por un sistema especial:

Pueden ver la foto completa en mayor tamaño en
http://rapidfire.sci.gsfc.nasa.gov/gallery/?2008107-0416/Argentina.A2008107.1805.1km.jpg

o en mayor detalle en
http://rapidfire.sci.gsfc.nasa.gov/gallery/?2008107-0416/Argentina.A2008107.1805.250m.jpg

Estas fotos son creadas como parte del

MODIS Rapid Response System
http://rapidfire.sci.gsfc.nasa.gov/

MODIS es Moderate Resolution Imaging Spectroradiometer, usando dos satélites llamados Aqua y Terra, parte del internacional Earth Observing System, con centro en la NASA. Ambos satélites orbitan la Tierra de polo a polo, diariamente. Fotografías en color verdadero, o color falso, son publicadas a pocas horas de haber sido tomadas. Esta información es usada, por ejemplo, por el servicio foresta; de EE.UU. para vigilar fuegos, y por el departamento de agricultura de ese país, para observar cosechas propias y ajenas. Los puntos rojos son los fuegos presuntos detectados.

En el sitio del sistema, encontrarán más imágenes de todo el globo:

así como las órbitas de los dos satélites.

Hasta mantienen un mapa global, con los últimos fuegos detectados en un rango de días:

MODIS Rapid Response System Global Fire Maps


Es interesante examinar la forma en que detectan lo que es fuego, leer el "paper" técnico:

An Enhanced Contextual Fire Detection Algorithm for MODIS

Cada vez más, hay información sobre nuestro planeta que se hace pública mediante Internet. Desde Google Earth hasta otras iniciativas, hoy podemos vigilar gran parte de la Tierra. Me asombra hasta qué punto ha crecido Internet y los usos que le damos. Veremos qué nos depara el futuro. Igual notemos que el sitio tuvo que eliminar algunas fotos viejas, por falta de espacio.

Me imagino que el Señor Spock, cuando examinaba en la Enterprise una pantalla donde obtenía información del planeta que estaban visitando, estaba consultando Internet (o directamente el Google) de dentro de dos siglos.

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Internet

Publicado el 17 de Abril, 2008, 0:21

Muchos de nosotros usamos computadoras personales, para el trabajo, el estudio o para el ocio. Desde la aparición de las notebooks, las computadoras se han vuelto más personales: en vez de la computadora "de casa" o "de la oficina", ahora podemos tener "nuestra" computadora. De alguna forma, ha sufrido una evolución similar a la de los teléfonos: ahora tenemos teléfonos para cada uno, en vez de teléfono "de casa".

Los archivos que generamos, consultamos, bajamos, son un recurso que quisiéramos conservar, ante el robo de la máquina, o el fallo del disco que usemos. Una opción era hacer copias a diskettes (¿se acuerdan?), y ahora grabar CDs, DVDs, y hasta pasar a dispositivos USB para tener resguardo de nuestros archivos.

Aparecieron hace unos años servicios en la web para guardar archivos (yo, desde el siglo pasado, uso las carpetas de archivos de yahoogroups, por ejemplo). Hay sitios completos dedicados a dar este tipo de servicio: algo que nos avisa de la cantidad de aplicaciones y servicios que se vendrán dando en la web y en Internet en los años que vienen (ya vimos las aplicaciones de oficina albergadas en Google, como ejemplo).

Ahora estoy usando Skydrive, de Windows Live:

http://skydrive.live.com/

Me permite subir 5 gigas de archivos, y si estoy usando Windows, tiene una interface muy simple: arrastrar sobre su ventana los archivos locales que querramos, y los sube (me gustaría que subiera directorios completos, pero todavía nones: se tienen que subir archivos. Por supuesto, podemos crear directorios adicionales en el sistema). Los archivos pueden ser compartidos, hechos públicos, o pueden permanecer privados en nuestra cuenta.

Al tener archivos en la web, luego los podemos bajar desde cualquier máquina, en cualquier lugar del mundo con acceso. El concepto de lugar, máquina, aplicación local, se va perdiendo.

Como decía, hay otros servicios, no tengo acá una lista. Si veo algún otro, lo publico.

Gracias al bueno de Leandro Boffi, por el enlace a este servicio. Vean el blog personal de Leandro: él es mago, especializado en cartas, vean los videos sobre el tema que tiene en: http://magodotnet.blogspot.com/

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Internet

Publicado el 14 de Abril, 2008, 0:15

Encuentro hoy este texto:

El estudio de la economía parece no requerir ningunas dotes especializadas de un orden desacostubradamente superior. ¿No es, intelectualmente considerada, una materia verdaderamente fácil, comparada con las ramas superiores de la filosofía y de la ciencia pura? Sin embargo, los economistas, no ya buenos, sino sólo competentes, son auténticos mirlos blancos. ¿Una materia fácil, en la que pocos destacan? Esta paradoja quizás puede explicarse por el hecho de que el gran economista debe poseer una rara combinación de dotes. Tiene que llegar a mucho en diversas direcciones, y debe combinara facultades naturales que no siempre se encuentran reunidas en un mismo individuo. Debe ser matemático, historiador, estadista y filósofo (en cierto grado). Debe comprender los símbolos y hablar con palabras corrientes. Debe contemplar lo particular en términos de lo general y tocar lo abstracto y lo concreto con el mismo vuelo del pensamiento. Debe estudiar el presente a la luz del pasado y con vista al futuro. Ninguna parte de la naturaleza del hombre o de sus instituciones debe quedar por completo fuera de su consideración. Debe ser simultáneamente desinteresado y utilitario; tan fuera de la realidad y tan incorruptible como un artista, y sin embargo, en algunas ocasiones, tan cerca de la tierra como el político.

Es lo que dijo John Maynard Keynes, al fallecer Alfred Marshall en 1924.

Han pasado décadas, y la situación de la ciencia económica es complicada. Como ciencia social, ha ido avanzando de algunas ideas a teorías más concretas. Pero su historia ha estado ligada, más que ninguna otra  ciencia social, a los avatares históricos y políticos. Hasta el siglo XIX, lo que hoy llamamos economía, se llamaba economía política.

Como menciona Keynes, un economista hecho y derecho necesita un conjunto impresionante de cualidades. A pesar de los esfuerzos de generaciones de economistas, la economía sigue sin llegar a tocar pie, para sentarse en bases sólidas. No es mi especialidad, pero me interesa. No veo que aún alla llegado un Newton de la economía a esta ciencia social. Pero puede que estemos a la vuelta de la esquina de su llegada. Estamos viviendo momentos interesantísimos. Por un lado, el conocimiento humano, y el económico en particular, ha ido creciendo, y con la llegada de Internet y otras tecnologías, se ha ido diseminando de formas que no vimos antes en la historia humana. Ya no es Marx aislado en la Biblioteca Británica, o Adam Smith trabajando para la Compañía de Indias. Ahora, hay economistas dedicados a su disciplina, conectados a través del planeta.

Noto que hoy se usa más matemáticas en economía que en los tiempos de Keynes. Pero habrá que ver si de eso salge algo bueno, o algo firme para la ciencia económica. Podemos tener muchos datos, pero habrá que ver qué podemos obtener de toda esa pila de números y hechos.

Uno de los problemas a los que se enfrenta su estudio, es que prácticamente su objeto es un "moving target", algo que se mueve en el tiempo. No es el mismo mundo económico el de Keynes que el actual. No son las mismas relaciones económicas, ni quizás los mismos actores. Tecnología, política e historia, hacen que lo que descubrimos sobre las relaciones del pasado, deban ser tomadas y adaptadas a la situación actual, sin saber exactamente cómo hacer eso.

Creo que faltan todavía algunos fundamentos en esta ciencia social. Este siglo XXI podría ser el "siglo de la economía", donde realmente se asiente como ciencia social, con modelos, conceptos, sistemas y mecanismos, corroborados. Siento como que la economía puede llegar a ser lo que me imaginaba en mi adolescencia de la psicohistoria de Isaac Asimov. Claro, exagero, pero sería interesante ver cómo la economía se asienta en un modelo que explique gran parte de los movimientos humanos. Tal vez, como ninguna otra ciencia, necesite la ayuda de tantas otras ramas del conocimiento.

Lo dice un optimista, alguien que vive en Argentina, y ha sobrevivido a todos los descalabros económicos de casi medio siglo en este pais. No hay nada que hacer: no aprendo.... ;-)

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Ciencia

Publicado el 12 de Abril, 2008, 11:20

Es interesante leer las "Confesiones" de San Agustín, para entender cómo una persona es llevada hacia el catolicismo, en una Edad Media ya lejana (una Edad Media que duró 10 siglos, que pasaron de distinta forma en distintos lugares).

Agustín se pregunta por lo que ve, por el mundo que descubre en las cosas. Y se pregunta a qué Dios ama. ¿Dónde está? Leo en el capítulo X, capítulo VI:

Pero ¿qué viene a ser esto? Yo pregunté a la tierra y respondió: No soy yo eso; y cuantas cosas se contienen en la tierra me respondieron lo mismo. Pregunté al mar y a los abismos, y a todos los animales que viven en las aguas, y respondieron: No somos tu Dios; búscale más arriba de nosotros. Pregunté al aire que respiramos y respondió todo él con los que le habitan: Anaxímenes se engaña, porque no soy tu Dios. Pregunté al cielo, sol, luna y estrellas, y me dijeron: Tampoco somos nosotros ese Dios que buscáis. Entonces dije a todas las cosas que por todas partes rodean mis sentidos: Ya que todas vosotras me habéis dicho que no sois mi Dios, decidme por lo menos algo de él. Y con una gran voz clamaron todas: ÉL es el que nos ha hecho.
Estas preguntas que digo yo que hacía a todas las criaturas, era sólo mirarlas yo atentamente y contemplarlas; y las respuestas que digo me daban ellas, es sólo presentárseme todas con la hermosura y orden que tienen en sí mismas.

Luego se examina, y llega a conciliarse con el Génesis:

Después de esto, volviendo hacia mí la consideración, me pregunté a mí mismo: Tú ¿qué eres?, y me respondí: soy hombre. Y bien claramente conozco que soy un todo compuesto de dos partes, cuerpo y alma, una de las cuales es visible y exterior, y la otra invisible e interior. ¿Y de las dos es de las que debo valerme para buscar a mi Dios, después de haberle buscado recorriendo todas las criaturas corporales que hay desde la tierra al cielo, hasta donde pude enviar por mensajeros los rayos visuales de mis ojos? No hay duda en que la parte interior es la mejor y más principal, pues ella era a quien todos los sentidos corporales que habían ido por mensajeros, referían las respuestas que daban las criaturas, y la que como superior juzgaba de la que habían respondido cielo y tierra, y todas las cosas que hay en ellos diciendo: Nosotras no somos Dios, pero somos obra suya. El hombre interior que hay en mí, es el que recibió esta respuesta y conoció esta verdad, mediante el ministerio del hombre exterior. Es decir, que yo considerado según la parte interior de que me compongo, yo mismo, en cuanto al alma, conocí estas cosas por medio de los sentidos de mi cuerpo. Pregunté por mi Dios a toda esta grande máquina del mundo y me respondió: Yo no soy Dios, pero soy hechura suya.

Agustín, como tantos, concibe al ser humano como alma y cuerpo. Está influido por el platonismo y el neoplatonismo. Al parecer, no era muy conocida en su tiempo, la obra de Aristóteles, por ejemplo, su "De Anima".

Luego, descubre que el ser humano es el único, aparentemente, que se pregunta estas cuestiones (un Heidegger temprano... ;-):

Esta hermosura y orden del universo ¿no se presenta igualmente a todos los que tienen cabales sus sentidos? Pues ¿cómo a todos no les responde eso mismo? Todos los animales, desde los más pequeños hasta los mayores, ven esta hermosa máquina del universo; pero no pueden hacerle aquellas preguntas, porque no tienen entendimiento, que como superior juzgue de las noticias y especies que traen los sentidos. Los hombres sí que pueden ejecutarlo, y por el conocimiento de estas criaturas visibles pueden subir a conocer las perfecciones invisibles de Dios; aunque sucede que, llevados del amor de estas cosas visibles, se sujetan a ellas como esclavos; y así no pueden juzgar de las criaturas, pues para eso habían de ser superiores a ellas. Ni estas cosas visibles responden a los que solamente les preguntan, sino a los que al mismo tiempo que preguntan, saben juzgar de sus respuestas. Ni ellas mudan su voz, esto es, su natural hermosura, ni respecto de uno que no hace más que verlas, ni respecto de otro, que además de esto se detiene a preguntarles, no es que a aquél parezcan de un modo y a éste de otro, sino que presentándose a entrambos con igual hermosura, hablan con el uno y son mudas para con el otro, o por mejor decir, a entrambos y a todos hablan; pero solamente las entienden los que saben cotejar aquella voz que perciben por los sentidos exteriores, con la verdad que reside en su interior.

Y al final, llega a justificar un dios trascendente a las cosas:

Esta verdad es la que me dice: No es tu Dios el cielo ni la tierra, ni todo lo demás que tiene cuerpo. La misma naturaleza de las cosas corporales, a cualquiera que tenga ojos para verlas, le está diciendo: Esto es una cantidad abultada; y ésta precisamente es menor en la parte que en el todo. De aquí se infiere, que tú, alma mía, eres mejor que todo lo corpóreo, porque tú animas esa abultada cantidad de tu cuerpo, y le das la vida que goza; lo que cuerpo ninguno puede hacer con otro cuerpo. Pero tu Dios está tan lejos de ser corpóreo, que aun respecto de ti, que eres vida del cuerpo, es Dios tu vida.

Argumentos similares han sido sostenidos a lo largo del tiempo. Ante el asombro de las cosas, plantear un Dios creador de todo. Recordemos que para los antiguos griegos, no era tan claro que hubiera un creador. Cuando Tales dice que todo era agua, no plantea un creador. Y así otros griegos. El concepto de creador parece tomar fuerza con la llegada del cristianismo a occidente, alimentado de la tradición judaica.

Vemos que Agustín justifica la existencia de Dios, al observar las cosas. Ese uno de los caminos que se ha intentado para esa tarea.

Siglos más tarde de Agustín, Tomás de Aquino, ya empapado de Aristóteles, reconciliará (con dificultad, con varios pases mágicos... ;-) al estagirita con el catolicismo.

Otros posts sobre Agustín de Hipona:

La curiosidad según San Agustín
Un descubrimiento de San Agustín
San Agustín, el yo, el idealismo, segun Ortega y Gasset

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Filosofía

Publicado el 11 de Abril, 2008, 11:50

El lunes pasado terminó mi primer semana sabática del año. Fue muy interesante disponer de tiempo corrido para realizar algunas actividades sin interrupción. En mi post

Semana Sabática

había comentado algunas de las cosas que iba a hacer en esos días. He aquí alguna evidencia de lo hecho.

Escribí el artículo sobre temas interesantes en desarrollo de software. Falta escribir una segunda parte. Este primer post se concentró en el tema de Inteligencia Artificial:

Temas Interesantes de Desarrollo de Software, Parte 1: Inteligencia Artificial

 

Escribí dos artículos sobre mi proyecto AjGo, un "framework" para explorar algunas ideas de programación, para conseguir armar un programa que juegue al fascinante juego del go:

Computer Go y el programa AjGo

AjGo: hacia un programa que juegue al go

Me puse al día con mi listado de A Post a day. Quedó actualizado el post original:

A post a day keeps the doctor away

y ahora comienzo un nuevo post para este año:

A post a day keeps the doctor away 2008

Estuve leyendo sobre filosofía de la ciencia, especialmente sobre la física, y algo de filosofía de la biología. En el primer caso, me concentre el libro de Torretti, que ya había mencionado en:

Experiencia y experimento

Una refutación de Galileo a Aristóteles

En el tema de filosofía de la biología, mi guía de estudio es Ernst Mayr:

http://en.wikipedia.org/wiki/Ernst_Mayr

Tengo que comentar algo de la posición de Mayr, en estos días.

Estuve recopilando información sobre evolución biológica, en varios libros.

Como producción relacionada a temas de filosofía de la ciencia, y sus fundamentos, surgieron posts como:

Bunge y el psicoanálisis: Macaneo I, Macaneo II, Macaneo III

El Monstruo Volador de Spaguetti

Kuhn y sus paradigmas

que estuve publicando en estos días.

Arreglar y ordenar los libros en el nuevo departamento y en la oficina. He aquí parte de la planilla que armé, con el resultado (son parte de las cajas C2, D2, que así las numero):

La charla presencial de generación de código y AjGenesis en Southworks no pude darla: espero darla el viernes que viene. ¡A ver si al fin ven la luz! :-). Es un tema técnico, pero para los que estén interesandos, varios post en

http://msmvps.com/blogs/lopez/archive/tags/AjGenesis/default.aspx

Espera escribir en inglés sobre el tema. Por ahora, durante la semana sabática, escribí en español:

Code Generation as a Service

Puse en línea un curso de introducción a Java, gratuito:

Cursos de Java en línea

y ya estoy publicando una lección por día, por lo menos:

A lesson a day keeps the doctor away

Estoy preparando otro curso para publicar ahí, de PHP y MySQL.

Bien, creo que ha sido productiva. Ahora a volver a la normalidad, estoy planeando la segunda semana sabática, que vendrá en septiembre, octubre espero.

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: General

Publicado el 9 de Abril, 2008, 11:32

Hace un tiempo comenté sobre Kuhn:

Kuhn y sus paradigmas

Y mencioné ahí a Feyerabend. Tengo pendiente escribir sobre Paul Feyerabend desde hace dos años por lo menos. Tengo en mi biblioteca su libro Contra el método, donde me parece que expone algunos puntos interesantes, pero en algún momento termina desmadrándose. Se ha dicho que Feyerabend ha sido mal interpretado, y que su "everything goes" tiene otras interpretaciones. Cómo un autor puede tener necesidad de ser interpretado, es algo que no me entra en la cabeza todavía. Pero bueno, la situación es ésta. Tengo entonces mi opinión provisoria, como toda opinión, pero tengo que pasarla en limpio. Por ahora, leamos una opinión dura de Bunge sobre el tema de su libro, "Vistas y entrevistas, opiniones impopulares sobre problemas de actualidad", Ediciones siglo veinte. Ahí presenta entrevistas que le hicieron otros. Hoy sigo usando la misma entrevista que usé en el post sobre Kuhn, de la parte III, capítulo 13, titulada "Diálogos platónicos con Mario Bunge (una reconstrucción racional)", de Alberto Hidalgo Tuñon, de la Universidad de Oviedo.

En realidad, he de confesarle que últimamente apenas leo filosofía. Soy muy selectivo y sólo leo las obras y artículos de los científicos que me interesan y sobre los temas que trabajo. El único filósofo de la ciencia, cuya obra he leído recién, es Feyerabend, porque todo el mundo le citaba y no hacían más que preguntarme qué opinaba sobre su "epistemología anarquista". Francamente no me gusta lo que dice, ni su manera de decirlo. A veces es ingenioso y sus primeros trabajos, sobre todo, parecían serios y prometedores Pero ahora se ha metido en un callejón sin salida. Por ejemplo, su tesis de que el progreso científico comporta cambios en el significado de las teorías e, incluso, cambios en la ontología es importante y tiene su grado de verdad. Ocurre que tal como la expone queda desvirtuada, porque no define los conceptos que menciona; así llega a contradicciones insolubles, al subjetivismos e incluso, al irracionalismo. No puede sostenerse, como él hace, que la teoría de la relatividad es más amplia que la mecánica de Newton y, al mismo tiempo, que son inconmensurables. Si son inconmensurables ¿cómo se mide su amplitud? Eso le pasa por no elucidar el concepto de "Cobertura de una teoría". Además, sus ejemplos preferidos muestran que no comprende bien los mecanismos internos de la ciencia. En particular, ignora los controles racionales: el control matemático y el control experimental. Yo creo que a Feyerabend no le importan ni la verdad objetiva, ni la ciencia. Sólo le importa el lucimiento, hacer buen papel. En los Congresos que interviene está siempre actuando. Yo le he visto representar y es un buen actor, pero no un buen filósofo. Es un excelente clown, un payaso muy hábil, un sofista, que ejerce gran influencia sobre el público; y eso le hace peligroso científica y filosóficamente.

Coincido con la falta de definición de algunos conceptos en Feyerabend. Cuando lo leí, creí que manejaba conceptos que yo no entendía pero que eran claros para los entendidos en el tema. Pero parece que no. Contra Feyerabend y Kuhn, se han levantado casi todos los científicos que los han leído con detenimiento. No parece que describan lo que realmente pasa en la actividad científica. Bunge es más duro con Feyerabend, y cada vez que comparo lo que Feyerabend escribe, con lo que comenta Bunge, más me convence Bunge (aunque su ataque, como muchos otros suyos, tiene algo de "ad hominen", ataca también al autor). Bunge conoció personalmente a Feyerabend, y a Kuhn también (alguna vez fue anfitrión de alguna reunión entre Kuhn y Popper).

Pueden leer más sobre Feyerabend y su "everything goes", el "todo vale" que dice que describe la actividad científica, en enlaces que dejo más abajo. Por lo que ví, el "todo vale" sirve en la generación de hipótesis, donde la imaginación humana también se pone en juego. Pero de ahí en más, hay una actitud científica de contrastación con la realidad. No es lo mismo una teoría que otra. No sé si hay 7 o 18 reglas en la investigación científica, no hay UN método, pero hay una actitud científica. Una teoría no triunfa sobre otra porque sí. Y hay teorías que no se sostienen.

Algunos enlaces sobre el tema:

http://en.wikipedia.org/wiki/Paul_Feyerabend
¿Todo vale? Una aproximación a Feyerabend (alguien que trata de interpretar "todo vale" de otra forma)
De la paradoja en el todo vale (que se acerca a lo que yo entiendo de Feyerabend)
Epistemología de la Ciencia: de Popper a Feyerabend (otra postura, distinta de la mía)

Pueden leer un post y su discusión, entre estudiantes de filosofía, en el interesante:

Sobre el pluralismo teórico y el todo vale

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Filosofía

Publicado el 7 de Abril, 2008, 0:22

Quisiera continuar en este post, la lista de post diarios que escribo, esta vez en el año 2008.

Pueden encontrar la lista anterior en

A post a day keeps the doctor away

Sigamos con el 2008:

Enero

2008-01-01 Mi primer robot, con XLogo y Rasti
2008-01-02 Aprendiendo de Jason Bourne
2008-01-03 Agents in a grid
2008-01-04 Jornadas Agiles 2008
2008-01-05 La epifanía de Mario Bunge
2008-01-06 Realidad y apariencia
2008-01-07 Los fundamentos de la materia
2008-01-08 Más apariencia y realidad
2008-01-09 Realidad y apariencia en Bunge
2008-01-10 Bunge enumerando posturas no realistas
2008-01-11 Wikilengua del Español
2008-01-12 Introducción a ASP.NET MVC
2008-01-13 Partículas fundamentales y representaciones, según Feynman
2008-01-14 Self-sustaining Systems, Cola, Pepsi, Coke y Mate
2008-01-15 Don t be a canuto
2008-01-16 Pequeños consejos para ser creativos
2008-01-17 Videos, Destacados y Juegos en Todocontenidos
2008-01-18 QCon London 2008
2008-01-19 Comunidad Huarpe Sawa
2008-01-20 La nueva Macbook Air
2008-01-21 La chica Dattatec
2008-01-22 El algebrista
2008-01-23 Cambiando ajlopez.com
2008-01-24 Información, átomos y Feynman
2008-01-25 Proyecto Euler
2008-01-26 2009: Año Internacional de la Astronomía
2008-01-27 Thomas Harriot, el Galileo inglés
2008-01-28 El Go chino
2008-01-29 Grid Computing in the browser
2008-01-30 Controlando la cantidad de usuarios en una aplicación web
2008-01-31 Seminarios gratuitos de NHibernate, en Buenos Aires

Febrero

2008-02-01 Microsoft Conference Call
2008-02-02 Una breve historia de CMMI
2008-02-03 Guidance Share: de todo sobre seguridad, rendimiento y más
2008-02-04 Calidad: Origen de los estándares ISO
2008-02-05 Seis mitos del mejoramiento de proceso
2008-02-06 Test de Coeficiente Intelectual en Internet
2008-02-07 Intuición, según Bunge
2008-02-08 Seis mil años de matemáticas
2008-02-09 Un universo diferente, Susskind vs Laughlin
2008-02-10 Una idea de negocio
2008-02-11 La historia de Ramanujan
2008-02-12 Recordando a Beppo Levi
2008-02-13 El lenguaje D de Microsoft
2008-02-14 Teoría de Galois
2008-02-15 Recordando a Mischa Cotlar
2008-02-16 Jornadas Agiles 2008: los Poppendieck en Buenos Aires
2008-02-17 Intuición sensible en matemáticas
2008-02-18 El solipsismo, según Martin Gardner
2008-02-19 El cubo de Reinchenbach
2008-02-20 Gauss, Abel, Galois en la sociedad, según Bell
2008-02-21 El intuicionismo matemático, primer tesis
2008-02-22 Leyes Vikingas
2008-02-23 El estudio de las partículas fundamentales
2008-02-24 El conocimiento filosófico
2008-02-25 El fanerón en Aristóteles
2008-02-26 La forma de trabajo de Andrew Wiles
2008-02-27 El origen del intuicionismo matemático
2008-02-28 La naturaleza de la verdad, según Bertrand Russell
2008-02-29 Kant y el intuicionismo matemático

Marzo

2008-03-01 Un tercer enfoque ante el fanerón
2008-03-02 Conocimiento humano, filosofía y ciencia, en Bertrand Russell
2008-03-03 Mi semana
2008-03-04 Solipsismo colectivo
2008-03-05 Steven Weinberg y el reduccionismo
2008-03-06 Consejos para Incrementar Ventas en Red
2008-03-07 Estrellas desde la balsa
2008-03-08 Tercer Congreso Argentino de Go
2008-03-09 Lamarck meteorólogo
2008-03-10 Mi semana
2008-03-11 Chat en vivo sobre ASP.NET, AJAX, desarrollo web
2008-03-12 LINQ y Arquitectura de Capas
2008-03-13 John Stuart Mill y el fanerón
2008-03-14 Darwin y los armadillos de Argentina
2008-03-15 El cosmos de Aristóteles
2008-03-16 El número y Ernesto Sábato
2008-03-17 Cosmologías en Bunge
2008-03-18 La casita de Descartes
2008-03-19 De Palermo a Retiro
2008-03-20 100 simultáneas de Go
2008-03-21 La misión de la filosofía
2008-03-22 Bunge y el escepticismo postmoderno
2008-03-23 Ciencia es más que leyes
2008-03-24 La actitud científica en la vida cotidiana
2008-03-25 Experiencia y experimento
2008-03-26 Una refutación de Galileo a Aristóteles
2008-03-27 Grandes preguntas en filosofía
2008-03-28 La última pregunta
2008-03-29 Semana Sabática
2008-03-30 El racionamiento intuicionista
2008-03-31 Computer Go y el programa AjGo
2008-03-31 AjGo: hacia un programa que juegue al go

Abril

2008-04-01 Holismo, según Bunge
2008-04-02 En defensa de la jerga
2008-04-03 Code Generation as a Service
2008-04-04 Bunge y el psicoanálisis: Macaneo I, Macaneo II, Macaneo III
2008-04-05 El Monstruo Volador de Spaguettis
2008-04-05 Temas interesantes de desarrollo de software, Parte 1: Inteligencia Artificial
2008-04-06 Kuhn y sus paradigmas
2008-04-07 Curso de Java en línea

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: General

Publicado el 6 de Abril, 2008, 16:20

Hace unos días, el bueno de Oscar Onorato escribía un comentario a mi post

El cosmos de Aristóteles

En él nombraba a Thomas Kuhn, y sus "paradigmas". Bien, hace unos años me encontré con el clásico libro de Kuhn, "La estructura de las revoluciones científicas". No lo tengo hoy conmigo, está en otro cubil. Tengo la edición clásica de Fondo de Cultura Económica, de tapa amarilla.

Siempre se le ha criticado a Kuhn que usó la palabra "paradigma" de varias formas. Ese ha sido su problema. Una vez, le comentó personalmente a Mario Bunge, en los 70s, que ya estaba "cansado de eso del paradigma". En su carrera, luego escribió de matrices disciplinarias, un concepto que aún tengo que estudiar. También tengo sus volúmenes de "La revolución copernicana", que ojeo de vez en cuando.

Yo no veo claro qué es un paradigma para Kuhn, pero veo, hasta donde entendí, que lo que denomina revolución científica, no siempre es un cambio de paradigma. En esta semana, me encontré con algún texto de Ernst Mayr, que también dice algo parecido, ejemplificando con casos de la biología. Ya vendrá post y comentario. También encuentro que Steven Weinberg le hace chas chas en la cola a Kuhn, en sus escritos. Así que ya tenemos un club de "Péguenle a Kuhn", bastante activo.

Como ya comenté en

Bunge y el psicoanálisis: Macaneo I, Macaneo II, Macaneo III

en estos días, me reencontré con un libro de Bunge, "Vistas y entrevistas, opiniones impopulares sobre problemas de actualidad", Ediciones siglo veinte. Ahí presenta entrevistas que le hicieron otros. Hoy sigo usando la misma entrevista que usé en ese post, de la parte III, capítulo 13, titulada "Diálogos platónicos con Mario Bunge (una reconstrucción racional)", de Alberto Hidalgo Tuñon, de la Universidad de Oviedo. Bunge escribe sobre Kuhn (luego de despacharse a Feyeranbend, al que califica de "clown"):

Kuhn, en cambio, es otra cosa. Es un investigador serio y honesto, que maneja materiales de primera mano e intenta fundamentar rigurosamente sus afirmaciones. No obstante, es mucho mejor historiador de la ciencia que físico o filósofo. Su falta de formación filosófica se nota especialmente en sus discusiones con los filósofos. Se expresa de un modo poco preciso, equívoco, ambiguo. Como usted sabe, el propio Kuhn reconoció las ambigüedades que encerraban sus múltiples usos del término "paradigma" a su crítica Margaret Masterman. Volviendo al ejemplo anterior, Kuhn está totalmente en lo cierto al señalar que las leyes de la dinámica de Newton no son derivables de las de Einstein. Acierta también cuando indica que no se trata sólo de un problema de medición, cuantitativo, sino de un "desplazamiento de la red conceptual". De esto modo aboca a planteamientos filosóficos que no es capaz de resolver. Como no tiene una teoría del significado confunde la referencia de un constructo teórico con su intensión o contenido. Para él, toda revolución científica comporta un cambio de mundo, un cambio de referentes, un cambio de ontológica. Eso puede ocurrir, pero en el ejemplo citado no sucede, porque tanto las leyes einstenianas como newtonianas se refieren a partículas materiales. Para explicar el cambio operado Kuhn recurre a instancias antropológicas y así cae en el relativismo. Una teoría vale simplemente porque, en una sociedad determinada, la mayoría de la gente así lo cree: el consenso, la moda, lo de fuera. Pero yo no creo que esos criterios externos valgan para ciencia. Para mí, decir que las teorías se aceptan o rechazan por consenso y no porque sean verdaderas o falsas es una mostruosidad.

Yo no lo podría poner en mejores palabras. Habría que estudiar algunos detalles, pero suscribo plenamente la última frase. Hay revoluciones científicas, no sé si hay cambios de paradigmas siempre, sea lo que sea paradigma. Kuhn en algún momento habla de "incomensurabilidad" de teorías, ante cambios de "paradigmas", otro tema polémico. Yo no veo como Kuhn, que las teorías sean incomensurables entre sí, pero eso daría para varios otros post.

Kuhn mismo hizo descargo de su aparente posición de relativismo, en la tercera edición de su más famoso libro. Freeman Dyson menciona que Kuhn llegó a afirmar "¡No soy kuhniano!".

Baste por hoy, una introducción a Kuhn, la opinión de Bunge y otros, y algunos comentarios míos.

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Filosofía

Publicado el 5 de Abril, 2008, 19:02

Hace años conocí de las posturas creacionistas, que se niegan a aceptar la teoría de la evolución tal como la concibe la actual biología, y hasta niegan algunos hechos de la evolución biológica propiamente dicha (más allá de negar teoría). La propia iglesia católica ha tomado siempre distancia de lo que llamó alguna vez "hipótesis". Ya escribiré sobre la historia de la posición de la iglesia católica ante la evolución.

Hoy quisiera tratar algo más difundido en los libros, de autores más cercanos al mundo americano. En EE.UU., el fundamentalismo religioso, el movimiento protestante, y aledaños, ha dado, durante años, lucha a la teoría de la evolución. Hay tanto para contar, de lo que pasó en el siglo pasado en EE.UU. y otros países sobre el tema. Ya iré mencionando algunos sucesos.

En los noventa, se comenzó a luchar en esas regiones contra la teoría de la evolución biológica, no desde el punto de vista religioso, sino oponiendo una "teoría", la del diseño inteligente (aunque claro, no hay prácticamente ateo o agnóstico que la sostenga). En este siglo, el consejo de educación de Kansas, en 2005, decidió cambiar la forma de enseñar la evolución en las escuelas del estado. Se consideró que, además de la teoría clásica, se debía enseñar, en igualdad de condiciones, la "teoría" del diseño inteligente, que explica la aparición de los organismos no por selección natural, sino por la intervención de una "causa inteligente", un "diseñador" de la vida.

Ante esa situación de cosas, un ciudadano, Bobby Henderson, protestó a su manera, enviando esta desopilante carta a las autoridades de ese consejo:

Les escribo con gran preocupación tras haber leído sobre su decisión de que la teoría alternativa del Diseño Inteligente deba ser enseñada junto con la teoría de la Evolución. Creo que todos podemos concordar en que es importante para los estudiantes escuchar múltiples puntos de vista de modo que puedan escoger por sí mismos la teoría que consideren más juiciosa. Me temo, no obstante, que los estudiantes sólo escucharán una teoría del Diseño Inteligente.

Recordemos que hay múltiples teorías del Diseño Inteligente. Yo, y muchos otros en todo el mundo, compartimos la vigorosa convicción de que el universo fue creado por un Monstruo Volador de Espaguetis. Fue Él quien creó todo cuanto vemos y sentimos. Nosotros creemos rotundamente que la abrumadora evidencia científica en apoyo de los procesos evolutivos, no es más que una coincidencia orquestada por Él.

Es por esta razón que les escribo en el día de hoy para requerirles formalmente que esta teoría alternativa sea enseñada en sus escuelas, junto con las otras dos teorías. De hecho, me atreveré a decir que, si no acuerdan hacerlo así, nos veremos obligados a proceder mediante acciones legales. Estoy seguro de que ustedes comprenden nuestro punto de partida. Si la teoría del Diseño Inteligente no está basada en la fe, sino que por el contrario es otra teoría científica, como se afirma, entonces deben ustedes permitir también la enseñanza de nuestra teoría, pues se basa asimismo en la ciencia, no en la fe.

Algunos encuentran esto difícil creer, así que será de ayuda relatarle algo más sobre nuestras creencias. Nosotros poseemos evidencias de que el Monstruo Volador de Espaguetis creó el universo. Ninguno de nosotros, por supuesto, estaba allí para verlo, pero contamos con registros escritos acerca de ello. Disponemos de varios gruesos volúmenes que explican todos los detalles de Su poder. Asimismo, acaso se sorprendan ustedes de escuchar que hay más de 10 millones de los nuestros, y vamos en aumento. Somos muy propensos a la discreción, ya que mucha gente afirma que nuestras creencias no se sustancian sobre la evidencia observable. Lo que esa gente no comprende es que Él construyó el mundo de manera que nos hiciese creer que la Tierra es más antigua de lo que en realidad es. Por ejemplo, tal vez un científico aplique la prueba del Carbono-14 a un objeto. Encuentra que aproximadamente el 75% del carbono-14 ha decaído por emisión electrónica a Nitrógeno-14, e infiere que ese objeto tiene una antigüedad aproximada de 10.000 años, pues la vida media del Carbono-14 resulta ser de 5.730 años. Pero lo que nuestro científico no advierte es que cada vez que efectúa una medida el Monstruo Volador de Espaguetis está allí cambiando el resultado con Sus Apéndices Fideoformes. Contamos con numerosos textos donde se describe cómo puede ser esto posible y las razones por las cuales Él lo hace. Él es, desde luego, invisible y puede pasar a través de la materia normal con facilidad.

Estoy seguro de que ahora se dan cuenta de cuán importante es que a sus estudiantes se les enseñe esta teoría alternativa. Es absolutamente imperativo que ellos se percaten de que la evidencia observable se subordina al capricho del Monstruo Volador de Espaguetis. Más aún, resulta desconsiderado enseñar nuestras creencias sin usar la vestimente elegida por Él, que es naturalmente un ropaje con insignias de pirata. No puedo insistir bastante en la importancia de este punto, y desafortunadamente no puedo describir en detalle por qué ello debe hacerse así, pues temo que esta carta está prolongándose demasiado. La explicación resumida es que Él se enfurece si no lo hacemos.

Tal vez se interesen ustedes en saber que el calentamiento global, los terremotos, huracanes, y otros desastres naturales son un efecto directo del número decreciente de piratas desde el año 1800. Para su información he incluido una gráfica del número aproximado de piratas frente a la temperatura global promedio a lo largo de los últimos 200 años. Como pueden ver, hay una relación inversa estadísticamente significativa entre los piratas y la temperatura global.

En conclusión, gracias por tomarse el tiempo de escuchar nuestras convicciones y creencias. Espero haber sido capaz de convencerles de la importancia de enseñar esta teoría a sus estudiantes. Nosotros, por supuesto, estamos capacitados para preparar a los profesores en esta teoría alternativa. Aguardo ansioso su respuesta, y abrigo encarecidamente la esperanza de que no será necesario emprender acción legal alguna. Pienso que todos podemos atisbar un futuro en el que a estas tres teorías se les conceda un tiempo equivalente en nuestras aulas de ciencias en todo el país, y eventualmente en el mundo. Un tercio del tiempo para el Diseño Inteligente, un tercio para el Monstruismo Volador de Espaguetis, y un tercio para las conjeturas lógicas basadas en una arrolladora evidencia observable.

Sinceramente suyo

Bobby Henderson, ciudadano preocupado

(Imágenes tomadas del artículo The Flying Spaguetti Monster)

A lo que apunta Henderson, es a mostrar que la teoría del diseño inteligente, como la suya, no es una teoría científica, porque explica todo, de una forma arbitraria.

Pueden visitar

The Gospel of the Flying Spaghetti Monster
Russell Teapot
Church of the Flying Spaghetti Monstar at Randi.org

Para encontrar posiciones a favor y en contra del Diseño Inteligente visitar

Intelligent Design at Wikipedia

Algo relacionado:

http://en.wikipedia.org/wiki/Omphalos_%28theology%29 (tengo que escribir sobre Gosse y su teoría, sobre la escribieron Stephen Jay Gould, Martin Gardner, y Jorge Luis Borges)
http://en.wikipedia.org/wiki/Tl%C3%B6n%2C_Uqbar%2C_Orbis_Tertius (clásico "mundo inventado" de J.L.Borges)

Encontré el texto de la carta en el libro "Evolución o diseño" de Rafael Alemañ Berenguer, Ed. Equipo Sirius.

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Ciencia

Publicado el 4 de Abril, 2008, 10:59

Hace un tiempo escribí sobre psicoanálisis en

Sobre el psicoanálisis

El bueno de Sebastián, que mantiene el sitio

http://www.clubdelarazon.org

escribió un comentario

"Yo no condenaría algo por no ser científico", es cierto, no tiene nada de malo "no ser cientifico". El problema en realidad es cuando estas disciplinas tienen pretenciones de ser llamadas cientificas cuando no lo son.
Tampoco es protociencia, protociencia podria haber sido hasta principios de siglo (pasado), cuando recien daba sus primeros pasos y construia sus bases teorias y empiricas, pero no se puede permanecer en ese estadio para siempre. A esta altura habria que animarse, como hacemos algunos, a califacarla directamente de pseudociencia

Ciertamente, maese Sebastián. Creo que Freud tuvo la intención de una actitud científica, pero luego, tal vez entusiasmado por su idea, o por éxitos tempranos, o alguna otra causa, dejó de lado la contrastación, la corroboración, el análisis crítico (curiosamente, encuentro el mismo patrón en Bach, el creador de las famosas flores).

Hace un tiempo, encontré el texto de una entrevista al "beato" (más que bueno) Mario Bunge en la web, y ahora la encuentro en el sitio de Sebastián:

Entrevista a Bunge sobre psicoanálisis

Vayan y lean. Un punto a destacar es cómo una disciplina se enseña, y la gente toma sus aparentes conclusiones como verdad revelada, o las critica pero sin salir de los fundamentos y fronteras marcados inicialmente. Así, toda una comunidad se ve aislada de la actitud científica, y hasta rechaza la crítica. El título de este post, está inspirado en el fragmento de ese artículo:

-En la Universidad de Buenos Aires más del 90% de la gente enseña psicoanálisis. Más que enseñar, se adoctrina. En primer año se ve psicoanálisis, en segundo o tercero se ve “psicopatología” que es puro Lacan. No se ve una actitud de apertura...

-Claro. “Macaneo I”, “Macaneo II”, “Macaneo III”..., y ya pueden empezar. Se lanzan sobre la población incauta y pueden ejercer una profesión.

En estos días, me reencontré con un libro de Bunge, "Vistas y entrevistas, opiniones impopulares sobre problemas de actualidad", Ediciones siglo veinte. Ahí presenta entrevistas que le hicieron otros. En la parte III, capítulo 13, tenemos "Diálogos platónicos con Mario Bunge (una reconstrucción racional)", de Alberto Hidalgo Tuñon, de la Universidad de Oviedo. Bunge describe ahí su encuentro, encanto y desencanto con el psicoanálisis (como dato personal, es parecido a lo que me pasó a mí, con diferencias):

Bueno, mi pasión por las ideas y la lectura es casi tan vieja como yo. Data de los 14 años y estuvo relacionada con la política, seguramente por influencia de mi padre, que fue diputado socialista durante veinte años. Tenía a mi disposición una gran biblioteca, en la que había libros no sólo de mi padre, sino también de mi tío Carlos Octavio, que había sido polígrafo y abogado, y de mi abuelo. Así que me topé con libros de filosofía bien pronto. Creo que a los quince años. Desde entonces leí omnívoramente, pero de un modo nada selectivo. Un chico de 15 años se deja impresionar fácilmente y yo, cuando leí cosas sobre el psicoanálisis a esa edad, me convertí pronto en un partidario entusiasta y poco reflexivo. Creo que seguí admirando el psicoanálisis hasta los 17 años por lo menos. La razón me parece sencilla: Cualquiera puede entender el psicoanálisis, incluso un chico de 15 años. Como, por añadidura, es una ideología que todo lo explica y que deja que se le escape nada, posee un gran atractivo para quien busca credos sencillos. Además, el psicoanálisis de Freud es un eficaz sucedáneo de las religiones tradicionales y ese es otro de los motivos de su éxito. Supongo que todo eso influyó en la aceptación del psicoanálisis en un muchacho nada religioso como yo. Ahora, usted me pregunta que por qué he superado esa influencia. Me parece que eso ocurrió genéricamente cuando me tropecé con la física y me di cuenta de que era una ciencia de verdad. A los 17 años leí unas obras de divulgación física de Jeans y Eddington que me fascinaron. Por un lado me abrieron los ojos a las nuevas ideas de la física teórica y la astrofísica y por otro me pusieron en guardia ante las interpretaciones ideológicas y religiosas que tanto James Jeans como Arthur Eddington hacían de esas ideas. Por aquellas fechas decidí estudiar física para poder refutar estas representaciones. Así que a los 18 años ingresé en la Universidad de la Plata, que era la única que disponía de laboratorios y de cursos específicas de física. Desde entonces me he ido persuadiendo de que el psicoanálisis no es una ciencia, pues no ha podido demostrar ni experimental, ni estadísticamente que sus hipótesis son ciertas. Más aún, ha sido y sigue siendo el movimiento psicológico que con más eficacia ha bloqueado el progreso de una auténtica piscología científica. En 80 años de existencia el psicoanálisis sigue estando tan alejado de la biología, en particular de la neurofisiología, como estaba al comienzo. Pero los progresos de la psicología en este siglo han venido precisamente del lado de la psicobiología, de la neurofisiología y de la psicología social, ramas del saber que el psicoanálisis siempre ha ignorado o tergiversado. Hoy sabemos además que como terapia no es eficaz; para casos de fobias, por ejemplo, es mucho más eficaz la terapia de la conducta; para las psicosis es mucho más eficaz también la quimioterapia...

Eso de "cualquiera puede entenderlo", "ideología que lo explica todo", "sucedáneo de las religiones" es una excelente descripción que explica la aceptación del psicoanálisis.

Esta actitud de aceptar una explicación, sin análisis crítico, es típica del ser humano. Muchas veces aceptamos posiciones porque nos parecen coherentes, o porque explican algo, o porque casa con nuestras preconcepciones sobre el tema. Pero no nos detenemos a ver si realmente tienen una base sólida, si lo que afirman está respaldado por lo que pasa en la realidad (como planteo en Los elefantes, la tortuga y el modelo). Los resultados (cuya existencia está muy discutida en psicoanálisis) no aseguran que estemos en el camino correcto (leer El limón adelgaza).

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Ciencia

Publicado el 2 de Abril, 2008, 0:25

El año pasado, en una reunión del excelente curso de filosofía de Ideas y Organizaciones, un asistente mencionó el tema de las jergas: en particular, le asombraba y desconcertaba el uso de jerga en informática. En parte nació el tema en ese momento, por una discusión sobre "jerga" en filosofía.

Quisiera hoy escribir una defensa de la jerga en varios ámbitos, que creo que es distinta de la "jerga filosófica" en un punto esencial. Puede que asombre un poco mi intento de defensa de jerga, cuando por aquí en mi blog he escrito tanto en favor de la claridad:

A favor de la claridad
Donde defiendo la claridad en la transmisión de conocimiento y opiniones

Comunicación y contexto
Recordando algún texto de Albert Jacquard "una palabra sólo tiene sentido en un determinado contexto."

Sócrates y los nombres
Sobre la necesidad de ponerse de acuerdo en las referencias de lo que hablamos

La claridad en Hume y Russel, según Einstein
Ejemplos de claridad en filosofía, según el bueno de Einstein

Estirando el lenguaje
Alguna advertencia sobre el uso de las metáforas

Lenguaje filosófico y claridad
Diferenciando entre pensar y transmitir el pensamiento

(disculpen tanta autoreferencia, pero este post está dedicado a la persona que puso el tema de la jerga en el tapete, y quisiera darle algun contexto sobre mi postura)

Espero que quede clara mi posición en este post de hoy: la jerga no es, en muchos ámbitos, algo que atente con la claridad, sino al contrario. Describiré qué tipo de jerga posibilita la claridad. Como mi ámbito profesional es la informática, me resisto a tratar el tema de jerga computacional. Vayamos a un terreno más neutral: las matemáticas.

Tengo acá en mi biblioteca un libro sobre esquemas (Schemes), donde se habla de esquemas, espectros, anillos, y si mi esfuerzo, encuentro otros libros (me bastaría consultar "el Penrose", "el Munkres", "el Fraleigh") que hablan de fibrados, funciones holomorfas, aplicaciones biyectivas, continuidad, grupos isomorfos, categorías, functores contravariantes, condiciones de cadena ascendente/descendente, autovalores, invariantes, tensores, matrices, vectores, conjuntos, clases, grupos de homotopía y de homología, dimensiones, espacios vectoriasl, bases normadas, transformaciones unitarias, y puedo seguir aburriéndolos con más y más jerga matemática (y divirtiéndome un poco, tratando de recordar términos... ;-).

Y sin embargo, un matemático, en principio, entiende a otro matemático. ¿por qué? ¿acaso tienen una afinidad especial, una intuición supresensible, un cable de conexión invisible entre sus mentes? ¿un esquema mental especial, otra forma de abordaje de la realidad? Temo desilusionarlos: no, lo que sucede, desde hace años, es que cada palabra de esa jerga, aparentemente confusa, está bien definida. Como otras veces he escrito, nadie tiene que interpretar a Euclides.

Lo mismo pasa (en general), en ámbitos como la informática, la química, la física, la biología y otros. Solamente se suscintan discusiones cuando se tratan temas de fundamento. Pero, en la mayor parte de estos casos mencionados, la jerga no atenta contra la claridad. Esto es así porque la "supuesta jerga", en realidad, es un glosario de términos que todos conocen. Podrá haber diferencias mínimas (ejemplo: en algunos ámbitos de las matemáticas, anillo es lo que es anillo conmutativo en otros), pero queda claro en el contexto, a qué se refiere cada palabra especializada.

Claro, hay veces donde hay discusiones: vean la discusión en torno a "especie" en la historia de la biología.

Ahora bien, cuando salimos de esos ámbitos, y llegamos a la filosofía, bueno, el panorama es desolador. Cada autor aparentemente "importante" del último siglo por lo menos, parece que quiere rearmar todo el diccionario, desecha el anterior bagaje, y se lanza a usar las mismas palabras en sentidos personales que no aclara. Vayan a ver cómo cada autor utiliza "mundo", "hecho", "idea", "espíritu", "verdad", cada uno a su manera.

También sucede que el autor crea nuevas palabras, con definiciones nebulosas o inexistentes. Se me dice que eso "es pensar". Dudo que sea pensar. Si alguien piensa, y quiere expresar lo que piensa, bien puede tomarse el trabajo de expresarlo claramente. Se me dice "hay limitaciones en el lenguaje". No veo que sea así: luego vienen comentadores del autor, que explican lo que quiso decir. Cuando hay discrepancias entre los comentadores, se debe más a la ambigüedad inicial del autor, que a la dificultad de expresar algo.

Al final, si les creo a sus comentadores, y releo con detenimiento, Heidegger dice lo que podría haber dicho Bucay (sin despreciar a Bucay ;-): estamos arrojados en el mundo. Y Sartre, entre tanta palabrería, termina diciendo cosas que no veo que sean inexpresables en lenguaje más simple. Sé que mi posición es dura, pero creánme, es fruto de algunas décadas de intentar entender el porqué de tanta palabrería, cuando podría haberse descripto lo mismo de una forma más simple.

Volvamos a la jerga, al glosario. El beato Mario Bunge (beato, porque más que "el bueno de Bunge" está camino a la santidad en "mi panteón", gracias a su esfuerzo por ser claro, aunque no comparta todo lo que expone), digo, el beato Bunge hasta ha escrito glosarios al final de sus libros, y nos ha brindado un diccionario de filosofía (como su conocido Ferrater Mora, hace poco descubrí que se conocieron). Notable. Ese es un ejemplo de "jerga clara": donde cada palabra es definida, o por lo menos, se intenta definirla, o se acepta claramente cuál es su vaguedad o problema. Pueden leer:

Dasein según Bunge

para ver cómo el viejo se divierte con el tema de la paparruchada.

Otro ejemplo: es conmovedor (y espero que entiendan que no debería serlo) ver cómo Popper, en su libro "Miseria del historicismo", se toma el trabajo de definir justamente "historicismo", que, desde su punto de vista, tiene un sentido distinto de lo que otros autores manejan.

Baste un ejemplo de hace tiempo, para encontrar un filósofo sin jerga vaga: el bueno de David Hume, que tan bien trató de explicar su posición, sin necesidad de apelar a enrevesados párrafos o palabras vagas. ¿Dónde quedó esa forma de escribir, en la filosofía?

Puedo no esperar que la filosofía use un lenguaje común. Pero creo que puedo esperar, de cada autor, que defina su propia jerga, un glosario sería bienvenido. Como, llegado a esta altura de mi vida, semejante pretensión de mi parte parece destinada al fracaso y a la indiferencia, he escrito

Para triunfar en filosofia

Liga de los levitadores contra los ventiladores de techo

El problema no es la jerga. ¿Capisce? :-)

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Filosofía

Publicado el 1 de Abril, 2008, 12:01

En su libro "Crisis y reconstrucción de la filosofía", Mario Bunge describe y critica diez cosmologías, en uno de sus capítulos. Escribí una introducción al tema en:

Cosmologías en Bunge

Bunge se esfuerza por ser claro, y en general lo consigue. Despues, podrá coincidirse o no con su crítica, y habrá que ir a leer los exponentes de cada postura, para ratificar la descripción que hace el beato (es más que el bueno) de Bunge. Veamos qué tiene que decir sobre el holismo:

... el holismo u organicismo [es] la concepción que sostiene que el cosmos es un animal o como un animal. El núcleo de esta cosmología es la llamada totalidad orgánica. El todo, se afirma, es más que "la suma de sus partes". Más aún, se afirma que estas totalidades son incognoscibles por medio del análisis.

Este último punto es el más discutible, en mi opinión. No he visto que porque algo sea una "totalidad orgánica", no pueda estudiarse, comenzar a conocerse, aplicando el análisis y la separación de una parte. Por supuesto, como siempre, hay que estar "aware", advertido de la separación. Pero los holistas insisten a menudo en la situación de rechazar el análisis, rodeando de una pátina misteriosa el acceso al conocimiento de la totalidad.

El modelo cosmológico jerarquista concibe el mundo por analogía con una organización social piramidal. Los seres superiores están en la cima y los inferiores debajo, y los primeros gobiernan a los últimos a través de un orden jerárquico. Este orden es eterno: la pirámide o escalera siempre ha estado allí y jamás cambiará. Sólo puede cambiar la posición de un individuo en la escalera.

Mas adelante en la sección 2.2 Holismo: el animal cósmico

El holismo es una de las cosmologías primigenias. Se reduce a las siguientes ideas: que el mundo es un plenum, cuyas partes se mantienen todas firmemente unidas y que la parte está subordinada al todo. El holismo se presenta en dos versiones: una estática y otra dinámica. El universo en bloque de Parménides es ejemplo del holismo estático, en tanto que el animismo es un ejemplo de holismo dinámico.

De acuerdo con el animismo, todas las cosas están vivas o animadas en alguna medida, y el mundo es un animal o como un animal Platón atribuyó esta idea a Timeo y le hizo decir que el cosmos "es una criatura viva, provista de alma e inteligencia por la providencia de Dios" (Timeo: 30). Pero, por supuesto, la idea es mucho más antigua: se encuentra en varias cosmologías arcaicas y primitivas.

Sin embargo, el animismo es sólo una versión del holismo. Pensadores tan diversos como Parménides, Aristóteles, los Estoicos, Ibn Khaldún, Pascal, Goethe, Hegel, Comte, Marx, Engels y Durkheim fueron de alguna forma holistas. Hacían hincapié en la interconexión de todas las cosas y en la subordinación de la parte al todo, pero no eran animistas.

Actualmente, el holismo tiene pocos defensores. Puede hallárselo entre los científicos sociales. Así pues, se habla de memoria colectiva, voluntad del pueblo, e ideas producidas por grupos sociales enteros y no por cerebros de individuos. El holismo aún está vivo, incluso entre esos individualistas metodológicos que inadvertidamente invocan totalidades como el mercado y "la situación", los cuales no se toman el trabajo de analizar. Esta contaminación holística es evidnte en supuestos como que todo agente actúa de acuerdo con la situación en la que se encuentra, y que dos agentes sociales interactúan por medio del mercado y no persona a persona. Denomino individuholismo a esta extraña simbiosis de individualismo y holismo que a veces pasa por individualismo....

Luego trata Bunge del problema del conocimiento para el holismo, que me parece el más discutible (todo tiene que ver con todo, pero no veo que eso nos impida avanzar en el conocimiento):

El compañero gnoseológico del holismo es el intuicionismo, según el cual podemos captar una totalidad únicamente como tal e instantáneamente por medio de una intuición en lugar del ardua análisis.

Yo me resisto al intuicionismo. Y no por mera resistencia o disgusto, sino porque no veo que realmente haya aportado algo al avance del conocimiento humano.

Una idea familiar que subyace tras esta actitud antianalítica es que la disección mata, de modo tal que un examen de los disjecta membra nada puede enseñarnos acerca de una totalidad orgánica. Veremos en seguida que este argumento está lejos de ser convincente.

Por lo menos, yo encuentro desmentido este argumento en la historia de la biología y otras ciencias.

De acuerdo con el holismo, "El todo es más que la suma de sus partes". Esta oración es imprecisa y, por consiguiente, ha sido muy difamada por los filósofos analíticos.

Estos filósofos se han ocupado de los problemas del lenguaje. Creo que ha sido positiva su crítica, pero rechazo en principio que pasen más allá de la crítica y lleguen a negar grandes partes de la filosofía.

Aun así, su sentido está claro. Significa que una totalidad posee propiedades de las cuales sus partes componentes carecen. Puede llamarse a estas propiedades "emergentes" o "sistémicas".

Mario Bunge es un gran promotor del sistemismo, al que deberé dedicar algunos posts en el futuro.

Las propiedades emergentes caracterizan a un sistema como totalidad. Ejemplos físicos obvios de propiedades emergentes son el centro de masa, la densidad, la temperatura y la conductivdad de un cuerpo. Ejemplos biológicos: la vida comienza y termina en el nivel celular; y las unidades de selección son los organismos completos y no sólo sus genomas.

Esta frase es un ataque a la postura de Richard Dawkins y sus seguidores, popularizada en su libro "El gen egoísta".

Ejemplos sociales: la organización de una fábrica; la estabilidad de un gobierno; la historia de una nación.

Las ciencias naturales y sociales contemporáneas emplean estas nociones de todo y emergencia y, en este respecto, han reinvindicado el holismo. Pero no han adoptado la tesis de que el todo determina la parte. Más bien, son las interacciones de las partes las que determinan el todo, el cual a su vez condiciona el comportamiento de la parte.

El componente más débil del holismo es su posición antianalítica, ya que el análisis, conceptual o empírico, es inherente a todas las ciencias, tecnologías y humanidades. Más aún, sólo a través del análisis de las partes interactuantes de una totalidad podemos explicar lo que la mantiene unida, lo que amenaza con disgregarla y también cómo podríamos mejorarla. Piénsese, por ejemplo, en un sistema químico, en un equipo de fútbol o en una sinfonía.

Exactamente, maese Bunge. El rechazo del análisis es injustificado. Yo, personalmente, no rechazo el holismo en sí, que puede aportar algo a la comprensión de la realidad, sino estos puntos:

- Al considerar el todo, perder la parte, como si ésta no importara
- Considerar que el todo no puede ser analizado (partido) para su estudio y conocimiento
- Abrazar al intuicionismo, como camino de conocimiento

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Filosofía