Angel "Java" Lopez en Blog

Publicado el 3 de Agosto, 2008, 23:15

Ya había escrito sobre Kepler y Newton, recordando las leyes del primero, y el mecanismo del segundo, en:

El modelo de Kepler, el mecanismo de Newton

Más sobre lo que denomino modelo y mecanismo en:

Conceptos, modelos, mecanismos y ciencia

Pero me había olvidado que Kepler también se preocupó por encontrar un mecanismo, algo que explicara sus leyes. No llegó a donde Newton, pero es interesante recordar lo que encontró. Leo sobre su inquietud de encontrar una explicación a sus leyes. Compra en 1602 un ejemplar de De magnete (1600)), una obra de William Gilbert (1544-1603). Su entusiasmo ante la obra es enorme. Escribe: "Si tuviera alas, querría volar a Inglaterra para hablar con Gilbert. Estoy seguro de poder demostrar todos los movimientos de los planetas con los mismos principios".

Para Gilbert, la Tierra era un imán gigante. Usando modelos de pequeñas esferas de magnetita, mostraba los efectos del magnetismo terrestre, por ejemplo, la alineación de las brújulas. Kepler no fue el primero en pensar en el magnetismo para los planetas. El holandés Simon Stevin en su "De hemellop" (Los movimientos celestes), que escribe a principios del siglo XVII, había usado el magnetismo para explicar los movimientos planetarios. Pensaba que la inmovilidad del plano de las órbitas planetarias se debía a algún efecto magnético. Había defensores de la "filosofía magnética" que describían la fuerza magnética como invisible, capaz de actuar a distancia e inmaterial. No todos podían aceptar semejantes ideas. El magnetismo no se manifestaba a grandes distancias. Y una acción a distancia inmaterial, aún la propuesta por Newton, encontró gran oposición, entre un ambiente que trataba de desembarazarse de "cosas inmateriales", en reacción a la escolástica pasada.

Gilbert no estaba exento de cierta poesía. Hablaba de su Tierra magnética como de un "cuerpo animado, que imita al alma". La filosofía magnética combinaba la cosmología con alguna visión mágica.

El Sol es el "divino primer motor del universo" para Kepler. El astrólogo Kepler no puede menos que volver a ideas de un Dios Sol, como los egipcios. Para él, el Sol estaba dotado de un alma motriz (anima motrix) y de una polaridad magnética que se extiende en el espacio. Al girar alrededor de su eje (no sé si ya se había comprobado la rotación de las manchas solares en su tiempo), esta rotación causa la revolución de los planetas que lo acompañan, arrastrados en una danza cósmica. Los planetas también tienen una polaridad magnética (como ya se insinuaba para la propia Tierra) que tiene el poder de atraerlos hacia el Sol durante la mitad de su órbita, y, notable idea, de repelerlos durante la otra mitad.

No es un mecanismo ingenuo. Kepler propone una fuerza magnética que causa un movimiento circular alredor del Sol y una fuerza que causa un movimiento radial (de acercamiento y alejamiento del Sol). Compone ambos movimientos, formando las órbitas elípticas. Y encuentra así una explicación a una de sus leyes: cuando el planeta está más cerca del Sol, la fuerza que provoca el movimiento circular es más fuerte, y hace que la velocidad del planeta aumente.

A pesar de las resistencias mencionadas, la filosofía magnética es aceptada también con fervor por otros, como Christopher Wren.

Noto entonces en Kepler, el intento de ir más allá de una ley, más que buscar una regularidad o pauta: quiere encontrar la explicación, el mecanismo. Un movimiento de búsqueda, que en la civilización occidental se inició con los griegos, pero que realmente despegó con el afianzamiento de la actividad científica, en tiempos de Kepler.

Hoy sabemos que Kepler estaba equivocado en asignarle al magnetismo lo que había de explicar la gravitación. Curiosamente, hoy se intenta unificar gravitación, con lo que ya se unificó, como el electromagnetismo y otros campos.

Para este texto me basé en la lectura de un artículo, del excelente número de Investigación y Ciencia (http://www.investigacionyciencia.es), dedicado a Newton, que llegó por estos días a Argentina, mi país. Excelentes artículos, bien escritos, con detalles que no conocía, informativos, muy bien ilustrados. Totalmente recomendable.

Más información sobre Kepler y Gilbert en:

http://en.wikipedia.org/wiki/Johannes_Kepler
http://en.wikipedia.org/wiki/William_Gilbert

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com/

Por ajlopez, en: Ciencia