Angel "Java" Lopez en Blog

Publicado el 26 de Enero, 2013, 6:27

Anterior Post 
Siguiente Post

Luego de haber recorrido varios años de la actividad científica de Dirac, Abraham Pais pasa a hacer una revisión de su estilo de vida.

Se me ha encargado hablar hoy de los aspectos de la vida de Dirac y su trabajo. Se ha dicho de él, correctamente, que su vida fue en su mayor parte la ciencia, y que su ciencia fue la física. Esto es lo que he discutido hasta el momento: mucho de su ciencia con solo breves digresiones acerca de otros aspectos de su vida. Faltaría a mi deber, sin embargo, si no lo haría profundizar en estos últimos aspectos un poco más. Es lo que voy a hacer ahora, en mis comentarios finales.

La vida ascética de Dirac, su indiferencia hacia la falta de comfort o de comida ha sido comparada con la de Gandhi. El nunca bebió alcohol ni fumó. Él evitó la publicidad y los honores, de la que sin embargo recibió muchos. Respecto a la religión, él tendía al ateísmo, como expresó públicamente sólo una vez. Como Pauli dijo una vez: "No hay ningún Dios y Dirac es su profeta". Sin embargo, Manci Dirac me ha escrito: "Paul no era ateo. Muchas veces nos arrodillamos en la capilla, uno al lado del otro, orando. Todos nosotros sabemos que no era hipócrita".

A través de su vida, Dirac mantuvo un mínimo, escueto, preciso y poéticamente elegante estilo de hablar y escribir. Un ejemplo: en su comentario de la novela Crimen y Castigo: "Es buena, pero en uno de sus capítulos el autor comete un error. Describe al sol en dos amaneceres el mismo día". Una vez Oppenheimer le ofreció a Dirac unos libros para leer, y él amablemente los rechazó, diciendo que leer libros interfería con el pensamiento.

Luego de su matrimonio Dirac se convirtió en un jardinero entusiasta, y trató de hacer frente a los problemas de la horticultura desde los primeros principios, lo que no siempre lo llevó a buenos resultados.

Vuelvo a mis contactos personales con Dirac, principalmente a aquellos en el Instituto en Princeton, que comenzaron en el otoño de 1946. En ese tiempo frecuentemente almorzábamos juntos. Fue en una de esas ocasiones en las que tuve mi primera exposición al estilo exhaustivo de investigación de Dirac. Debido al gran apetito y a mi pasado holandés, yo comía regularmente tres sandwiches en esos timpos. Un día, Dirac me pregunta. (entre cada respuesta y la próxima respuesta hubo un medio minuto de pausa). D. Ud. siempre come tres sandwiches en el almuerzo? P. No, depende del gusto del día. D. Ud. come los sandwiches en un orden fijo? P. No. Algunos meses más tarde, cuando un hombre joven llamado Salam me visitó en el Instituto, él me dijo: tengo algo para Ud. de parte del profesor Dirac en Cambridge. El quiere saber si Ud. aún sigue comiendo tres sandwiches como almuerzo. Dirac y yo frecuentemente almorzábamos juntos cuando volvió al Instituto para el año académico 1947-8. En una ocasión temprana, Dirac miró a mi plato y comentó, triunfante: "Ud. ahora solo come dos sandwiches de almuerzo". Otro recuerdo: en una conversación de pasillo en el instituto. D. Mi esposa quiere saber si Ud. puede venir a cenar esta noche. P. Me temo que no, tengo otro compromiso. D. Adiós. Nada inamistoso. Nada como decir "Está bien, en otro momento quizás". La pregunta había sido hecha y contestada, entonces la conversación estaba terminada. 

Todo había sido dispuesto para la siguiente visita de Dirac al Instituto en el año académico de 1954-5. No fue así. Los eventos de la problemática primavera de 1954 puede ser resumida en la columna de News and Views de Physics Today, Julio 1954, en dos titulares: El caso Oppenheimer. Se le deniega la visa a Dirac. Dirac había sido informado por el consulado americano en Londres que él no era elegible para una visa bajo la sección 212A del Acta de Inmigración y Naturalización, la infame McCarran Act, según decía el artículo: "cubriendo categorías de indeseables desde vagabundos a polizones". Las razones para esta decisión nunca se hicieron claras, pero se cree que los siete años de visita de Dirac a Rusia, antes de la guerra, tres de ellos en el medio de sus tres viajes alrededor del mundo, y todos con propósitos científicos, tuvieron algo que ver. El caso, ampliamente publicitado por la prensa, causó que algumos físicos americanos le escribieran al New York Times: "Si esto es lo que significa el Acta McCarnm en la práctica, nos parece una forma de suicidio cultural". Fue malo, pero no lo peor de lo hecho en ese periodo. Pasó. En 1988 solicité y conseguí los archivos del FBI sobre Dirac, los que contenían solo una línea que me pareció pertinente: "La razón para la visita de Dirac [en 1954] fue para discutir con Oppenheimer una invitación de la Universidad de Cambridge para aceptar una oferta como profesor. El Dr. Oppenheimer, amargado luego del voto de confianza contra él, aceptaría esa oferta británica". El resto del documento era monumentalmente falto de interés.

Mas tarde Dirac pasaría dos años académicos más en Princeton. Durante esas visitas yo discutía con él, una y otra vez, sobre su discontento con la electrodinámica cuántica. El concedía el éxito a la renormalización, pero sin embargo era de la opinión de que la masa remanente y las cargas infinitas "no deberían estar ahí. Las removieron de forma artificial". Su diagnóstico pudo ser mejor que las curas que propuso.

Otros recuerdos: él estaba evidentemente orgulloso de haber inventado la notación bra ket, anunciada en un "paper" especialmente escrito para ese propósito. El contestó a mi pregunta, hecha a principios de los sesenta, sobre por qué la invariancia de reflexión espacial y reversión del tiempo no aparecía en su libro de mecánica cuántica: "Porque no creía en ellas". Más aún, en 1949 había escrito: "No creo que haya necesidad de que las leyes físicas sean invariantes ante esas reflexiones, aunque todas las leyes exactas de la naturaleza conocidas hasta ahora tienen esta invariancia".

Años después, el experimento le daría la razón, una vez más, a Dirac.

Próximos post: más anécdotas y algo importante, Dirac y la belleza en física y matemáticas.

Nos leemos!

Angel "Java" Lopez
http://www.ajlopez.com
http://twitter.com/ajlopez

Por ajlopez, en: Ciencia